banner-piscina-sp

banner

Imprimir

 

cerezo

La floración de los cerezos no se produce en una fecha fija, si no que varía dependiendo de las condiciones climatológicas que se produzcan durante el invierno y en las fechas próxima a la floración. Lo habitual es que se produzca durante la segunda quincena de marzo y primera semana de abril, suele durar unos 10 días. Pero las fechas exactas de la floración no se saben casi hasta cuando empiezan a florecer los cerezos.  

Fiesta de Interés Turístico Nacional del Cerezo en Flor.
El origen de la fiesta se remonta a los años 70, cuando los 11 Ayuntamientos de la comarca del Valle del Jerte deciden celebrar una fiesta a nivel comarcal que sirva de unión y confraternidad para los habitantes del Valle del Jerte y comarcas vecinas.
Se elige como fecha para su celebración el momento en que los más de un millón y medio de cerezos que hay en el Valle florecen, dando así la bienvenida a la primavera para que venga cargada de frutos y prosperidad para todos.

Los actos de la celebración se concentran principalmente en dos pueblos de la comarca, cada año se van rotando, durante los 15 días que, aproximadamente, dura la floración. Aunque el mayor número de actividades se centran en los dos fines de semana.

El Cerezo en Flor es, sobre todo, una celebración popular que trata de reflejar la vida de toda una comarca, tanto del pasado, presente, como del futuro. Para ello se organizan todo tipo de actividades que sirven de escaparate de nuestra cultura, gastronomía, tradiciones y forma de vida: exposiciones etnográficas, escinificaciones de las fiestas tradicionales de los pueblos del Valle, mercadillos típicos o medievales, actuaciones de grupos folclóricos de la propia comarca o comarcas vecinas, representaciones teatrales llevadas a cabo por grupos formados por habitantes del Valle del Jerte.
No puede faltar en cualquiera de las ediciones del Cerezo en Flor las degustaciones de nuestros aguardientes, licores, vinos de pitarra, mermeladas y dulces, para que todos puedan probar las exquisiteces que nuesta tierra nos brinda.

Pero lo que más asombra y atrae al visitante es el millón y medio de cerezos en flor. Éstros ofrecen durante esos días un espectáculo difícilmente comparable, ya que se une a la peculiaridad de nuestro valle, uno de los más originales que existen y que ha sido modelado en terrazas para adecuarlo al cultivo de las cerezas, el gran manto que lo cubre y la hospitalidad de sus habitantes que acogen y muestran sus mejores galas y tesoros a todos aquellos que nos visitan, queriéndoles hacer partícipes de la ilusión y la alegría que sienten por la llegada de la primavera.

Síguenos en:

google
 
 

Suscríbete a nuestra web

Conozca todas las ofertas, descuentos y novedades que ofrecemos, introduzca su E-mail y lo mantendremos informado:
Nombre:
Email: